La Guardia Civil, dentro del marco de la operación ‘Beauty’, ha detenido a 8 personas que formaban parte de una organización criminal especializada en el robo con fuerza utilizando el alunizaje. Con esta detención se han podido esclarecer 42 delitos cometidos en las provincias de Toledo, Madrid, Cuenca y Valencia.

Durante la investigación los agentes realizaron tres registros domiciliarios en Toledo y Madrid en el que intervinieron 9 vehículos que habían sido robados para cometer los delitos. También incautaron una escopeta, dos armas cortas simuladas y material robado.

La operación ‘Beauty’ se inició en septiembre de 2016 tras varios robos perpetrados en una misma empresa de Toledo. Los delincuentes sustrajeron cerca de 100.000 euros en material robado. A partir de aquí los agentes pudieron constatar que este robo tenía relación con otros delitos cometidos durante ese mismo mes.

Vehículos de gran cilindrada

Para cometer los robos la organización utilizaba vehículos de gran cilindrada que habían sido previamente robados. Analizaban la vigilancia de los lugares que pretendían atacar y si existían sistemas de anti-alunizaje utilizaban lanzas térmicas o radiales de gasolina para cortar cualquier tipo de metal.

En los asaltos llegaban a participar hasta 10 miembros de la banda y podían cometer incluso 4 actos delictivos en una sola noche. Tal y como ha confirmado la Guardia Civil en un comunicado, los 8 detenidos están imputados por la supuesta autoría de 24 delitos de robo con fuerza en las cosas, 9 delitos de robo o hurto de vehículo a motor, 4 delitos de hurto de placas de matrícula, 3 delitos de daños y un delito de tenencia ilícita de armas.